¿Exportas? Cinco razones para contratar un transitario

Si eres un pequeño empresario vallisoletano y ves cómo en España, entre la competencia y el reducido mercado, no hay más posibilidades de crecer y has decidido exportar, es posible que te preguntes:

“¿Cómo conseguir buenos precios de las navieras?

¿Cómo resolver los imprevistos que surgen al tener que cambiar de transporte?

¿Cómo realizar el despacho de aduanas de exportación y encontrar un transportista en el país de destino?

¿Cómo saber si estoy rellenando la documentación correctamente para no tener ningún problema?”

¡Horror! Como diría Mafalda, “que se pare el mundo que me bajo”.

Pero debes saber que no todo está perdido.

Si otros muchos antes que tú lo han conseguido ¿por qué tú no? Solo necesitas ayuda. Contrata un transitario y verás cómo todo resulta mucho más fácil.

transitario

¿Qué es un transitario?

Un transitario es la empresa que hace de intermediaria entre un exportador y su cliente final.

El transitario se encarga de coordinar los medios de transporte nacional e internacional que intervienen en el envío de mercancías entre diferentes países y gestionar la documentación. Todo ello de forma rentable, fiable y eficiente.

Normalmente los transitarios están especializados según medios de transporte, tipo de mercancías o países de destino, por lo que su gestión y la experiencia que resulta para el exportador es mucho más eficiente, barata y agradable.

Un transitario informa de los costes de transporte, seguro y aduanas que debes tener en cuenta a la hora de fijar los precios de los productos que quieres exportar.

Funciones de un transitario:

  • Contratar el flete internacional desde el puerto o aeropuerto de origen hasta el de destino y reservar el espacio necesario
  • Contratar el seguro, en caso de haberlo así acordado con su cliente
  • Coordinar la recogida y el transporte nacional
  • Contactar y contratar con su homólogo en el país de destino, que debe encargarse de la correcta recepción, desaduanaje y reparto de la mercancía
  • Realizar el despacho de exportación y de las aduanas intermedias, si existen
  • Recepcionar y enviar la documentación del exportador y de transporte (AWB. B/L, etc.)
  • Hacer el seguimiento hasta la entrega y resolver los problemas que surjan en todo el proceso

Ventajas de contratar un transitario:

1.- Ahorro de costes de transporte

Los agentes de carga internacional o transitarios trabajan con elevados volúmenes de envíos y disponen de tarifas de transporte y seguro más económicas que las que obtendría una empresa individual. Comparan las alternativas existentes y te ofrecen la más ventajosa y rentable.

También llevan a cabo los trámites aduaneros, bien directamente o subcontratando el servicio. Coordinan y centralizan todos los servicios que intervienen en el transporte internacional.

En caso de que la carga del exportador no llene un camión o contenedor completo, el transitario se encarga de la consolidación de la mercancía, aprovechando el espacio sobrante para otros clientes. De esta forma el envío será más barato para todos los implicados.

2.- Seguridad en la elaboración de la documentación

Los agentes transitarios están acostumbrados a trabajar con los mismos documentos de comercio exterior y conocen las exigencias de las aduanas de los diferentes países, por lo que saben qué debe aparecer o no en una factura de exportación, en un packing list o en un documento de transporte.

Dominan la terminología y saben cómo rellenar los campos de dicha documentación. Conocen qué documento se debe presentar en cada situación y pueden aconsejarte sobre cómo elaborar la documentación que debe presentar el exportador.

3.- Tranquilidad al exportar

Es importante actuar con rapidez y seguridad, lo que requiere de experiencia para que todo se realice correctamente y sin fallos que compliquen, todavía más, el complejo mundo del transporte.

Un transitario te mantiene permanentemente informado sobre el proceso de envío, puesto que está en contacto directo con navieras, puertos y agentes.

4.- Disponer de un asesor de transporte

¿en qué puede ayudarte un transitario?
Fuente: elaboración propia

5.-Ahorro de tiempo

Tanto contactar y contratar a los diferentes agentes que intervienen en una exportación, como llevar a cabo todas las gestiones y elaborar la documentación necesaria te llevarían un tiempo más que considerable, sobre todo, si no dominas el tema. Si el trabajo lo realiza un transitario, que posee los conocimientos y contactos necesarios, podrás dedicarte a cuestiones propias de tu negocio.

Puedes encontrar transitarios en todo el mundo en Cargo Yellow Pages.

CLAK, agencia vallisoletana de traducción, trabaja con profesionales de comercio exterior y puede ponerte en contacto con la empresa transitaria que me mejor se adapte a tus necesidades.

Además, CLAK traduce todos los documentos que debes elaborar en una transacción internacional. Por ejemplo, la emisión de una factura y packing list en español de una mercancía con destino un país angloparlante puede suponer su paralización en la aduana por falta de compresión.

CLAK hace que tus exportaciones resulten mucho más fáciles. ¿Tomamos un café y hablamos?

Leave A Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.